Salud

¿Cómo bajar la tensión arterial y cómo saber cuándo la padezco?

La presión arterial es la fuerza que se produce cuando el corazón conduce la sangre, a través de las arterias, hacia los órganos. Cuanta más alta es la tensión, mayor es el esfuerzo que tiene que hacer el corazón para bombear la sangre.

El principal riesgo es que, de no controlarse, la presión puede ocasionar daños en los vasos sanguíneos y también, problemas en el músculo cardíaco.

En los adultos, los niveles normales de presión arterial son: 120-129 mm Hg cuando el corazón late por actividad física; 80-84 mm Hg cuando está en estado de reposo. Se considera que la presión arterial está por encima de lo adecuado cuando la primera medida supera los 140-159 mm Hg y la segunda, los 90-99 mm Hg.

Lo que más preocupa sobre la tensión alta es que no presenta síntomas contundentes, a menos que esté en una etapa más complicada. Esta falta de síntomas es peligrosa, ya que impide recibir un tratamiento oportuno antes de que las consecuencias sean más graves.

Hipertensión: una de las enfermedades más comunes

La presión arterial alta o hipertensión es una de las enfermedades más comunes en el mundo. La mayoría de las personas diagnosticadas con hipertensión recibe tratamiento con medicamentos.

Si nuestra presión arterial está extrañamente alta, tendremos que bajarla tan rápido como sea posible. Hay maneras de hacerlo de forma sencilla, siguiendo nada más que una dieta y un estilo de vida, pero si ya padecemos la hipertensión la mejor opción es que nuestro médico nos prescriba un medicamento.

Los cambios en la dieta generalmente son el primer paso a seguir para bajar la presión arterial. Los efectos pueden ser graduales si no hacemos nada más que equilibrar nuestra dieta, pero si nos concentramos en consumir alimentos conocidos por bajar la presión arterial y acompañamos los cambios en nuestra dieta con actividad y cambios en nuestro estilo de vida, nuestra presión arterial bajará mucho más rápido.

El sodio es el enemigo natural

Otro de los aspectos cruciales es evitar la sal. El sodio es el enemigo natural de la presión arterial alta. Una pequeña disminución de sodio en los alimentos a veces puede reducir la presión arterial de 2 a 8 mm Hg.

hipertension evitar sodio

  1. Según la FDA, hay que limitar la ingesta de sodio a 2.300 mg por día o menos. Si tenemos más de 51 años de edad o si padecemos situaciones subyacentes que estén causando un aumento en nuestra presión arterial, consumir 1.500 mg de sodio al día como máximo.
  2. Si necesitamos añadir sabor a la comida, podemos hacerlo de forma segura con muchas hierbas y especias. Algunas de ellas, en particular, pueden realmente ayudar a disminuir la presión arterial